5 discursos de película

Al Pacino en Un domingo cualquiera
Al cine debemos exigirle que nos haga sentir, aunque sea mal. Cualquier cosa menos indiferencia. De una buena película podemos esperar además que  nos lleve a descubrir emociones y lugares de nosotros mismos que desconocemos o creíamos desaparecidos. En definitiva y parafraseando al gran Robe de Extremoduro, lo deseable es que la ola que surge del último suspiro de un fotograma nos transporte mecidos hasta el siguiente.

Algunos discursos/diálogos de película han logrado levantarme del asiento, me han revuelto el estómago y me han llevado durante una fracción de segundo a querer iniciar una revolución. Son esas escenas que pagan una película entera, incluso toda la carrera de un director porque te cambian, aunque sea como digo por un segundo. Momentos que te hacen replantearte lo que sabes o crees saber.

No pretendo recopilar los mejores discursos de la historia del cine (eso lo dejo para expertos en la materia como Carlos Marañón y su Cinemanía), sencillamente comparto los 5 discursos/diálogos de película a los que más he recurrido para afrontar mis pequeños grandes momentos con el “tono” adecuado:

5) 300 (2006) – Zack Snyder

‘De griego libre a griego libre’

El poder de la comunicación y la importancia del relato como elemento movilizador.

4) Gattaca (1997) – Andrew Niccol

‘Nunca me reservé nada para la vuelta’

La actitud como elemento determinante por encima de cualquier lógica o aptitud.


Seguir leyendo “5 discursos de película”

Dicen ‘la gente’ aunque solo se refieren a ‘su gente’

Confrontación

Sitúo el listón a superar por cualquier político en algo tan elemental como su sincera voluntad de servicio a la comunidad. No tengo más método de evaluación que la hemeroteca y un instinto que me ayuda a detectar cuando alguien viene a servirse en lugar de a servir.

Partidos políticos nuevos, viejos y mediopensionistas siguen saturados de especialistas en hacer de cada solución un problema. Trileros del cortoplacismo que trapichean con nuestro futuro para salvar su presente. Mala gente marcada en muchos casos por una rabiosa mediocridad que desgraciadamente admitimos como estándar de nuestra política. Seguir leyendo “Dicen ‘la gente’ aunque solo se refieren a ‘su gente’”

Unicornios, Todólogos y Fanboys: tratado sobre los españoles

Cabra Montés, presente en ciertos puntos montañosos españoles y portugueses

Hace ya más de 2500 años que Sun Tzu, en El arte de la guerra decía “conoce a tu enemigo y conócete a ti mismo y ganarás mil batallas”. Aunque lo que más nos pone es hablar de los demás, hoy comenzaremos por el punto segundo del manual: reconocernos a nosotros mismos.

Uno de los denominadores comunes de los españoles, tanto los que quieren seguir siéndolo como los que no, es que somos poco amigos de escuchar otros puntos de vista (digo escuchar, no oír mientras preparamos el listado de etiquetas y descalificaciones personales). Padecemos alergia a los argumentos de ‘los-otros’ (dícese de cualquiera que no nos reafirme en nuestras creencias) y consideramos herejía modificar total o parcialmente nuestro punto de vista, el único válido junto con el de ForoCoches y los cuñados.

Unicornios y Todólogos

Hay muchas más categorías de españoles, como aquellos a los que yo denomino ‘Unicornios’, de cuya existencia no he encontrado pruebas fehacientes pero que se caracterizarían por mostrarse abiertos a declarar públicamente que no tienen suficiente información o conocimientos para emitir una opinión o valorar un hecho. Se encontrarían en el extremo opuesto a los ‘Todólogos’, seguidores del tertulianismo ilustrado de mañana, tarde y noche. Seguir leyendo “Unicornios, Todólogos y Fanboys: tratado sobre los españoles”