Un charnego de manual entre dos Españas

Cataluña Catalunya, un charnego de manual

Un par de días después del atentado de Barcelona pensé escribir sobre cómo la excelente gestión de la comunicación que realizaron los Mossos de Esquadra ha servido para mejorar la reputación de uno de los Cuerpos de Seguridad más cuestionados. También tenía en mente una reflexión sobre la dicotomía que me produce la envalentonada actitud de gritar no tinc por tras el horror y lo humano de tenerlo (el miedo nos mantiene alerta), pero aquí nunca dejamos que la realidad nos distraiga de nuestra función.

Todo ha quedado en segundo plano, sepultado bajo banderas, editoriales y juicios sumarísimos de 140 caracteres en los que no hay espacio para la traición equidistante. En este mar de buenos muy buenos y malos muy malos reinan las certezas incuestionables fáciles de digerir. Y eso es precisamente lo que me lleva a desconfiar. Por eso, coincidiendo con estas 34 primaveras que inauguro, he decidido explicar mi visión del momento a través de mi única verdad: mi historia no equidistante entre dos Españas bañadas por el Mediterráneo.

Capítulo 1: soy un charnego* de manual

13 años en Barcelona me han llevado a sentir la ciudad como propia, a comprender y apoyar algunas reivindicaciones de una parte significativa de los catalanes, así como a apreciar y abrazar rasgos de su identidad hasta hacerlos míos. Nunca, ni en el ámbito académico, ni en el profesional o el personal he tenido problema alguno por cuestiones idiomáticas o identitarias. Todos mis días empiezan desde hace años con ‘bon día’ y acaban en ‘bona nit’ y he adoptado frases supremas como ‘s’ha acabat el broquil’ o ‘la gallineta ha dit prou’. Suelo enfadar (aún más) a mi mujer diciéndole que ‘té la cua de palla’ cuando se enfada con razón; y lo más importante, siento que ya estoy en casa cuando me acerco al Prat o a Sants.

Por otra parte, soy un charnego de manual

A pesar de llevar 13 años en Barcelona mantengo el 90% de las conversaciones en un castellano tocado aún por el acento murciano, no formo parte de ninguna colla castellera, no he pisado un Esbart en mi vida y sigo sin identificar a gran parte del star system audiovisual catalán de La Riera o El Cor de la ciutat. Todavía asocio ‘el País’ con el periódico y ‘el Estado’ con líquido o gaseoso. He desobedecido sistemáticamente la llamada a filas prietas basada en una fe patriótica que nunca he profesado y no he dudado en señalar públicamente cuando me ha parecido que el Emperador iba desnudo. Y lo peor de todo, sigo siendo desapasionadamente español y apasionadamente del Espanyol, además de ferviente simpatizante de cualquier equipo que juegue contra el Barça. Esa es mi forma de ser, por elección, también catalán.

Tal y como habréis deducido ya todos los fanboys y fangirls, me han lavado el cerebro y para no sentirme desplazado, trato de congraciarme con los catalanes defendiendo sus bondades y denunciando las supuestas injusticias sufridas. Por otra parte, no he querido integrarme abrazando desde la fe acrítica los dogmas de la buena nueva porque tengo la mentalidad supremacista castellana tan arraigada en la gente de provincia. Las dos cosas a la vez. Ambos tenéis razón: soy un charnego de manual que hago gala de una falsa equidistancia denunciando actitudes miserables sin importarme la filiación de quién las exhibe.

Quédate aquí si lo que buscas es un análisis tuitero: rápido, fácil y con un lacito para que las etiquetas eviten que choques frente a ideas desconocidas.

Continúa leyendo el siguiente capítulo si tienes interés en descubrir algunos matices.

Capítulo 2: Nacido en el Mediterráneo

*Como todas las palabras, 'charnego' es una palabra cuyo significado ha evolucionado con el tiempo y el uso. El contexto en el que se emplea y la carga de mala leche o cachondeo que se le imprime en cada momento determinan su sentido. Para mí representa mezcla, ausencia de pureza y sátira, elementos con los que me siento plenamente identificado.
Si te pareció intersante, comparte esta entradaShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

2 comentarios en “Un charnego de manual entre dos Españas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Warning: fsockopen(): php_network_getaddresses: getaddrinfo failed: Name or service not known in /homepages/17/d333400016/htdocs/wp-content/plugins/sweetcaptcha-revolutionary-free-captcha-service/library/sweetcaptcha.php on line 73

Warning: fsockopen(): unable to connect to www.sweetcaptcha.com:80 (php_network_getaddresses: getaddrinfo failed: Name or service not known) in /homepages/17/d333400016/htdocs/wp-content/plugins/sweetcaptcha-revolutionary-free-captcha-service/library/sweetcaptcha.php on line 73
Couldn't connect to server