Del #15M al #19J: Saliendo de la depresión colectiva con el corazón

#19j Barcelona en Via LaietanaAsistí el sábado a una ponencia de Luís Galindo, de la que además de su contagioso entusiasmo, destacaría dos mensajes; uno, que en España padecemos una depresión colectiva; y dos, que la solución pasa por ser la mejor versión de nosotros mismos que podamos llegar a ser (y no conformarnos con menos): el mejor hijo, el mejor amigo, el mejor profesional… y en esas, me pregunté: si puedo llegar a ser un ciudadano “de 7”, ¿por qué conformarme con ser un ciudadano “de 5”? y, ¿puedo llegar a ser ese ciudadano “de 7” sin cambiar primero, y sin luchar por cambiar (a mejor) mi entorno después? Hoy, mientras avanzaba por Vía Laietana en la manifestación de Barcelona, me ha emocionado sentirme rodeado por infinidad de ciudadanos que ya ponen lo mejor de sí mismos al servicio de los demás. Pero volvamos al principio, regresemos al origen del #15m para tratar de entender de dónde viene esa energía colectiva y cómo podemos optimizarla.

El #15M llegó a nuestras Redes como agua de mayo. Esta sociedad languidecía, aletargada por el sentimiento de culpa instigado interesadamente desde las altas esferas económicas: “vivimos por encima de nuestras posibilidades”, “estiramos más el brazo que la manga”, “nos hemos acomodado”, “hemos olvidado la cultura del esfuerzo”, “el estado del bienestar es insostenible”… afirmaciones que tenían como paradigma a los “jóvenes”. Esa generación que no se movía, que no reaccionaba, que no emprendía, que no luchaba… hasta que lo hicimos, y canalizamos toda nuestra energía a través del #15m, un movimiento al que se sumaron otros no tan jóvenes. La mecha prendió y muchos vivieron una catarsis interior que les ha llevado a salir de su zona de confort para luchar por el de al lado, desterrando el “qué hay de lo mío”.

Esta situación no sólo se explica con la crisis financiera. No toda la culpa es de banqueros, especuladores y Manifestación #19j Barcelona, crisis de valores políticos. Existe una crisis de valores en nuestra sociedad, y era preciso el cambio cultural que estamos poniendo en marcha. Este cambio empieza por asumir nuestra parte de responsabilidad, todos. Todos debemos combatir también a esos individuos que traicionan nuestra confianza (y todos conocemos a alguno): desde el que defrauda a Hacienda, hasta el que no cumple en su trabajo; desde el que factura en negro, hasta el que cobra el paro mientras trabaja (o sin buscar trabajo); desde el que aprovecha la crisis para explotar a sus empleados, hasta el que miente al pedir una baja o una beca.

Mirémonos en el espejo, reflexionemos y preguntémonos si estamos haciendo todo lo que podemos hacer, si estamos siendo lo mejor que podemos ser, si estamos dando el 101% cada día. Y entonces sí, desde una voluntad de cambio sincero, volvamos a las calles, continuemos inundando las redes y luchemos juntos por un cambio en el sistema, por una sociedad mejor en la que banqueros, políticos y especuladores paguen su negligencia y vuelvan al segundo plano que nunca debieron abandonar. Porque el objetivo de esta corriente de cambio se resume en “volver a poner el foco en las personas”.

Esta sociedad vivía deprimida y el #15m significó un punto de inflexión. El #19j es parte del tratamiento pero la curación depende en primer lugar de cada uno de nosotros y de que pongamos el corazón (y la cabeza) en todo lo que hagamos. No creo en soluciones milagrosas, ni creo en izquierdas y derechas. No creo en partidos, ni en medios de comunicación. No creo en sindicatos, ni en las empresas e instituciones sin alma… creo en ti. Creo en las Personas y creo en aquellos ciudadanos que, tras un ejercicio de humildad, luchan por ser mejores cada día para contribuir a que otros vivan un poco mejor. Creo en esos ciudadanos anónimos que siembran (a conciencia) para que otros recojan en el futuro. Sea cual sea tu condición, si eres uno de ellos: ¡gracias por no caer en el sarcasmo y por no desfallecer! No te rindas, contágianos con tu ejemplo.

Si te pareció intersante, comparte esta entradaShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone

6 comentarios en “Del #15M al #19J: Saliendo de la depresión colectiva con el corazón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *